Las familias del Miguel Hernández anuncian movilizaciones por los recursos para que 30 niños puedan aprender

Ante la insuficiencia de profesionales por parte de la DAT Sur, para valorar a 30 alumnos susceptibles de presentar necesidades educativas especiales que llevan esperando hasta 2 años, y para atender a otros 8 con dificultades de conducta


GETAFE/ 24 MARZO 2022/ Las familias del Colegio Público Miguel Hernández, de Getafe, iniciarán movilizaciones para pedir los recursos que urgen en el centro, para garantizar que cerca de 40 alumnos y alumnas, tengan la educación que necesitan. El centro cuenta con una acumulación de 30 alumnos a la espera de valoración psicopedagógica por el Servicio de Orientación madrileño, y 8 a la espera de la intervención de un técnico especializado en conducta. Las familias comenzarán su denuncia con un encierro reivindicativo en el centro los días 1 y 2 de abril.


Desde la Asociación de Familias de Alumnos y Alumnas, AFA, afirman que “la Dirección de Área Territorial Madrid Sur deja desamparados a 38 niños y niñas, sin atender sus necesidades educativas, vulnerando el derecho a la educación de estos pequeños, pedimos que se valore a estos 30 alumnos antes de finalizar el curso, porque es indecente tener a un niño 2 años sin valorar, sin ofrecerle apoyos ni hacer una adaptación curricular a sus necesidades, por no haberlo visto un orientador”.


La estimación de la AFA es que de forma urgente, se necesitan como mínimo, 2 orientadores a tiempo completo en el centro, ya que además del atasco de nuevas valoraciones, hay otros 16 alumnos con valoración obligatoria por cambio de etapa. Además el centro necesita 2 técnicos de integración social, para atender los casos de dificultades de conducta, para los que están destinando a los profesionales de las aulas con alumnos con trastorno del espectro autista, quitando a estos alumnos su recurso.


Las familias del Miguel Hernández han transmitido a la DAT Sur que este centro cuenta con mayor número de alumnado con dificultades de aprendizaje que otros centros, con lo que lógicamente necesita más profesionales que se ocupen de atender adecuadamente a la diversidad. Ante la insuficiencia de recursos asignados por parte de la DAT Sur para desatascar esta situación, y el grave perjuicio que eso está causando a estos niños y niñas, así como a sus compañeros y compañeras, las familias han decidido movilizarse.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *